lunes, 12 de enero de 2009

VER PARA CREER

Hoy he quedado con Ricardo y Ana, una joven pareja con tres hijos, para el lunes de la semana que viene. Les he dicho que veremos un vídeo de un conocido programa de televisión que creo que les puede ayudar y luego lo comentaremos juntos.
Sí, sí, querido lector de este blog. He dicho televisión. Ya sé que usted no la ve nunca. Faltaría plus. Bueno sí, usted ve el canal Historia, y el National Geographic, como yo. Pero no sabe quien es Efrén (no, no es una marca de yogurt) ni Soraya, ni mucho menos ha oído usted hablar de Julito. Vamos, vamos, ¿no será usted uno de esos educadores sociales irresponsables que se tumban en el sofá después de la cena y, si les dejaran, cortarían con una navaja afilada la vena hinchada de la Patiño? Hombre, hombre. Pos claro que no. Ya lo suponía. Perdone por la desconfianza. Debí imaginármelo. A usted le pasa lo que a mí, que Jimmy Giménez Arnau nos coge siempre leyendo El idiota de Dostoievski.
Pues sí, ya sé que usted no mira la tele, pero quiero que sepa que el resto de los mortales ( shares dixit) sí que lo hace.
Básicamente, la gente ve la tele porque le da la gana y dado que, según algunos buses urbanos que circulan por ahí, Dios probablemente no existe, en la actualidad nadie va al infierno por ello. Así que, en vez de demonizarla , he decidido mirar al enemigo por dentro, cara a cara. Algo bueno tendrá cuando la miran tanto,me he dicho mientras me daba un telele con el mando a distancia.
Y, mira por donde, he encontrado un programa estupendo para trabajar con algunas familias con problemas económicos. Se llama Ajuste de cuentas y lo echan por la Cuatro. Sí, sí, ya sé. Tiene su dosis de morbo añadido; familias que lloran en pantalla con sus retoños, familias salidas de un casting, generosas en la exhibición de sus miserias. No falta un final feliz y casi milagroso, por supuesto. ¡Toma ya! como que los de la tele son tontos. Es la tele amigos, no una ONG. Pero es que esa es una de las claves de su éxito. Porque sin esa dosis de sensacionalismo y ese ritmo que los profesionales de la tele saben darle, ¿quién se iba a tragar un programa de economía, además de usted y yo?. Lo que pasa es que el programa cuenta con asesores de lujo, expertos en economía y coaching, y ofrece ideas muy buenas y aprovechables para las familias. Además, el mensaje llega ameno, comprensible y directo. Es lo que tienen de bueno las nuevas tecnologías, que permiten consultar,vía blog o web o cam, a expertos antes inalcanzables para muchos bolsillos.
Así que el lunes me voy a bajar uno de los vídeos del programa.
Luego, por la tarde, en casa, después de leer a Chomsky, igual me tiro un rato en el sofá y veo a la Campa, o a la Esteban, que parece que le ha atropellado un camión, la pobre. Perdonen, pero es que de tanto mirarla profesionalmente, a la tele, no a la Esteban, he acabado enganchándome.
Sorry.

______________________

Suerte y ánimos a los profesionales de la intervención social de Vizcaya que han convocado una jornada de huelga para este 14 de enero.








4 comentarios:

smestone_rocio dijo...

la gente dice que no ve la tele, pero luego te lo encuentras por la calle y te dice. " no te as enterado quien a salido ho de gran hermano??"...

yo, lo reconozco... veo la tele, poco pero la veo, no lo voy a negar!.
Saludos y apoyo la huega!

Abril dijo...

Me gusta GH...que le vamos a hacer! pero ni se os ocurra pensar por un momento que he llorado con la salida de Julito!. Hasta ahí vale. Bueno, también veo de vez en cuando el diario de ?? (no me acuerdo como se llama porque la han cambiado hace poco), y...bueno, confieso que de vez en cuando, a la Patiño le echo un vistacillo a la vena esa poderosa que tiene....y ya! se acabo la confesión...que ya me diréis ahora como me presento yo???

Esto....soy Abril, educadora social (de esas que se espatarran en el sófá!!)

Un saludo!

Toñi dijo...

Ya me gustaría a mi tener más tiempo para tumbarme delante de la tele, o detrás, o en cualqier sitio...
Cuando hago algún programa de educación ambiental con niños/as me suelo tragar todas las series que puedo de dibujos animados, o de lo que más les guste en ese momento a los chavales. Eso me sirve para poder explicar muchísimas cosas y relacionarlas con lo que a ellos más les gusta y conocen. Y esto requiere una actualización constante, porque ahora no van las cosas tan lentas como en los 70, ahora hay un millón de series y cuando te sabes casi todos los Pokémon resulta que ya no se llevan.
Desde hace unos meses hasta colecciono Gormitis. Ayer me tocó uno repetido, Estalactita el Impredecible, alguien me lo quiere cambiar???

aaaa dijo...

Yo soy de tragarme siempre que puedo "Sé lo que hicisteis" así que de rebote me veo la vena de la Patiño, a Jimmy, Mariñas... pero oye, después de comer un rato de sofá y risas nunca viene mal, y si además lo acompañas con la imagen de Patricia Conde mejor que mejor.