lunes, 5 de julio de 2010

DEBATES ONLINE

Alaska, 8 de julio de 2010,
Hace una semana, Lucce, de Educablog, nos explicaba en un post su nuevo trabajo, un teléfono de orientación y asesoramiento al menor y adolescente sumado a una consulta online, a través del correo electrónico y las redes sociales. También el twitter del CEESC se hacía eco de una iniciativa en la que se utilizaba el facebook con finalidades pedagógicas. Me parecen excelentes noticias. Aunque hemos tardado, parece que la educación social se atreve a apostar por la utilización de las nuevas tecnologías y la web 2.0. en la comunicación con los ciudadanos.

Estoy convencido de que plataformas como facebook, twitter, skype, con las posibilidades multimedia que ofrecen (vídeos, chat, correo) son algo más que puras herramientas tecnológicas. No sólo facilitan la comunicación; la transforman. En el viejo esquema de la comunicación, el canal ya no es sólo el medio por donde se transmite el mensaje entre un emisor y un receptor: el canal transforma el mensaje, forma parte de él. El canal transforma nuestra forma de pensar. La persona que habla y debate en persona en una reunión es la misma que lo hace por chat, teléfono, sms, vídeoconferencia, email, youtube, flickr o blogger, pero el contenido que resulta es distinto según el canal utilizado. Cuestión de tiempo para reflexionar, corregir, copiar o buscar información, cuestión de posibilidades expresivas, cuestión de formatos (¿ no ponen a prueba, los 140 caracteres de twitter, nuestra capacidad de síntesis? ), etc.

Esta mañana, en el trabajo, hablábamos de la necesidad de debatir sobre unos protocolos y del poco tiempo que teníamos para ello. Tiempo presencial, claro. Todavía hay un cierto miedo y rechazo a considerar el debate online como un debate de verdad. No sé porqué, si consideramos, por ejemplo, el simple email y su posibilidad de linkear; ¡que maravilla!. El hipertexto mejora los argumentos de un simple mortal, porque con un click podemos leer (¡o ver y oír!) al experto más experto del mundo en lo que estamos debatiendo y ahorrarnos tiempo en discusiones bizantinas.
También a muchas organizaciones y asociaciones creadas antes de Internet, verdaderos dinosaurios, les cuesta creerse las posibilidades de Internet. Están, porque tienen que estar, pero no se lo creen. Todavía no se creen el siglo XXI. Muchas siguen valorando la participación sólo en forma de participación presencial y se fustran cuando comprueban que a la gente esto de venir una tarde a reunirse en su asociación les cuesta mucho: Oh!, es que la gente...Oh! es que siempre somos los mismos... Oh! es que...¿qué esperaban? ¿Hay algo más aburrido que ir a una asamblea de una asociación de lo que sea una tarde de invierno?.

Dicen que con lo online se pierde el contacto humano, pero se equivocan. No sólo porque la comunicación on line no es otra cosa que eso. Es también que el debate online permite que cuando nos veamos las caras, porque es necesario verse las caras y los gestos, además de debatir y pensar podamos también relajarnos, disfrutar y saber del otro sin considerar que estamos perdiendo el tiempo.


Ilustración: Florent Auguy

5 comentarios:

Manuela dijo...

creo que lo mejor es poder combinar ambas opciones, y sobretodo que existan y poder tener acceso a ellas, imagina una persona que no tenga tiempo de ir a un psicólogo pero sí pueda chatear con él on line, pues oye igual algo le ayuda, no será lo mismo que mirarle a los ojos, pero lo que tú dices, igual el día que se miren a los ojos tendrán mucho avanzado ya por la magia de las palabras... yo como abogada muchas veces insisto en enviar mails cuando son informaciones para varias personas, así cada una lo recibe y aporta -con copia a los demás- su granito al debate, y cuando un día nos vemos todos, o incluso lo hablamos por teléfono, mucho ya se ha solventado antes por escrito, y lo escrito siempre es más claro que lo hablado, porque ahí queda para que lo puedas leer y releer...

aaaa dijo...

Yo también creo que se debe apostar por internet. Nos puede facilitar mucho el trabajo, abrir nuevas vías de comunicación y llegar a muchas gente.
Usarlo no sólo como medio de difusión de una asociación sino también para sus propios debates y propuestas, ya que agiliza mucho.

Anónimo dijo...

Las nuevas generaciones ya no sólo usan internet como mero canal de comunicación sino que es su forma natural de hacerlo. Es el gran proveedor de información y si restringimos nuestro quehacer a este nuevo cauce pero a la vez queremos llegar a ellos pues difícilmente lo lograremos. Tenemos que perderle el miedo, no es una opción sustituyente sino que es una opción más que lo que nos hace es aportar nuevas oportunidades. Las Nuevas Tecnologías ya no son sustituyentes unas de otras sino complementarias.

Alfonso Tembras dijo...

Sin duda nuestro mundo esta cambiando y no podemos dar la espalda a este cambio. Las herramientas de la red son una importante herramienta cuyas aplicaciones todavia estan en fase de desarrollo. Señalaria, no obstante que esto tambien crea diferencias, mas bien desigualdades, y hemos de convertir el acceso a las TICs en un importante objetivo.
Señalar tambien la experiencia que sobre el uso de la red se cuenta en la última Revista de Educacion Social: Educadores 2.0 . Una ilustracion interesante de lo que estamos hablando

Quique dijo...

Hola Manuela, aaaa, anónimo y Alfonso . Estoy de acuerdo con todo lo que comentais. Gracias Alfonso por el recordatorio.