lunes, 4 de julio de 2011

ELOGIO DE LA INDIVIDUALIDAD

Alaska, 4 de julio de 2011,

El gran psicólogo Steven Pinker en casa Punset. Mientras educadores y otras especies adoradoras del grupo siguen con algunos mantras propios, como que la sociedad es más violenta que nunca, que si la falta de valores, que si estamos en una sociedad individualista, que si el sistema, que si patatín que si patatán, Pinker va a lo suyo. No solo demuestra con datos que estamos en el periodo menos violento de la historia del ser humano, también hace un elogio de la individualidad como símbolo de modernidad y progreso.
El mantra coloca siempre la individualidad y el egoísmo en el mismo equipo. Un error. Pinker, a diferencia del mantra, coloca al ser humano y la vida individual como fuente de valores: la realización personal, la salud, el arte, las ciencias y las relaciones humanas. La individualidad como fuente, también, del altruismo. Lo que Pinker aporta de nuevo, de moderno y de progresista es que sitúa al individuo antes que a la masa. La realización personal, el sentido crítico por delante del ensalzamiento de la tribu, del monarca, de la tradición, del Estado.

 Las redes sociales dan voz al individuo que se relaciona con la tribu y a veces son la  tribu misma. Como individuos que se unen, las redes potencian la creación colectiva, el diálogo, el conocimiento, el compartir, la solidaridad, incluso la manifestación colectiva en un sentido positivo; como acción adoptada libremente y que acepta múltiples voces. Cuando es la tribu la que habla, las redes sociales suelen destilar lo peor de ellas mismas: el pensamiento único, el rumor, la presión de grupo, la intolerancia, el linchamiento del disidente. 
Asomarse a twitter un día cualquiera y dilucidar cuando  escribe el individuo y cuando  el salvaje, cuando habla la libertad y cuando es la masa la que habla por uno, es un buen ejercicio.
Lo mejor y lo peor del ser humano en 140 caracteres.

5 comentarios:

Vanesa - Vacscom dijo...

A mí que me perdonen pero es que hablas de twitter y me abres el corazoncito jajaja

Esta entrada es genial, desde las primeras líneas!

Realmente las redes sociales (para mi en especial twitter) son como asomarse a los pensamientos de las personas.

Ver como una idea puede llegar a tomar forma o repercutir en la sociedad como hemos visto en días pasados y seguiremos viendo.. Es maravilloso, libertad de expresión al 100% sólo tú decides que parte de tus pensamientos quieres mostrar al mundo! :)

A la entrada de tu blog deberías indicar "Precaución este blog crea adicción" jajaja

Un abrazo!

Quique dijo...

Gracias Vanesa (por cierto, que maravilla el camino de Uclés).
Un abrazo!

Sera

Asier dijo...

Faltaría un análisis mas en profundidad de la tesis Quiquepinkeniana, que aunque consistente y solida, sigo viéndole algún deficit.

A decir verdad, no lo veo yo como educador, sino que lo ve y lo transforma la propia sociedad (la tribu) y cada un@ de sus miembros:

¿ No es la individualidad una de las mayores causas de desigualdad y discriminación entre ciudadanos ? Entiendo, que el neoliberalismo es el ejemplo mas representativo de este rasgo.

Me gusta como teoría sociologica refutadora del mantra comunista, pero no logro ver mas allá.

Un saludo

Quique dijo...

Creo que Pinker responderia que no a tu pregunta Asier.
La individualidad querría decir, como la entiendo yo (y lo que entiendo de Pinker)el tema de la realización personal, del proyecto vital de cada uno.
Quiere decir, en algún momento, enfrentarse a lo que el grupo considera que debe ser tu vida (creo que todos podemos pensar en que momento "la tribu" ha intentado coartar nuestra libertad de decidir, de opinar, etc. sea por motivos ideológicos, nacionales, de presión del grupo, etc). Lo que Pinker defiende es que poner el acento en el individuo y no en el grupo, no tiene que dar lugar necesariamente a una sociedad más egoista. Al contrario, una sociedad que respeta más al individuo, donde prima más la libertad que las tradiciones, más libre y menos atávica, es una sociedad más cohesionada.
Digamos que el individuo plenamente realizado lo es también socialmente, y eso quiere decir qe se preocupa por sus semejantes más por convicción que por coacción. En todo caso sería una sociedad más liberal, no necesariamente neoliberal. La individualidad puede casar con el Estado de Bienestar, pero no con el populismo (y otros ismos).
Una sociedad de individuos libres, con criterios propios, no tiene porque ser una sociedad más injusta o que olvide necesariamente a los más desfavorecidos. Seguramente la felicidad de la mayoría de individuos pasa también por unas relaciones sociales plenas, que incluyen unirse a otros para conseguir objetivos comunes. Obviamente el ser humano es y será siempre un ser social.
En el terreno de las opiniones es donde más se ve lo dificil que es tener ideas libres, individuales. Por eso ponía el ejemplo de twitter. Basta darse una vuelta para ver como la presión de grupo acerca de muchos temas es brutal (dime un tema y te diré que opina la "comunidad twittera").
Creo que los educadores también podemos estar atentos cuando trabajamos con personas. Solemos trabajar para la integración de la persona en la sociedad, pero es importante detectar cuando hay comunidades cerradas, asfixiantes, que coartan la libertad, la individualidad de la persona, etc. Digamos que hay "comunidades o grupos tóxicos". El trabajar para que la persona sea crítica puede llevar en ocasiones a que sea crítica también con su comunidad. En fin, voy escribiendo y veo que es un tema muy complejo. Va a ser que tendré que escribir otro post, jajaj.
Un abrazo!.

Manuela dijo...

fantástico, que viva la individualidad y el sentarse a leer un libro y pensar delante de un café o una birra... si es que ya no nos escuchamos, no se ve a nadie por ahí hablando consigo mismo, todos enganchados al móvil y a los demás con el horror al vacío que produce la Soledad... con lo creativa y productiva que ha sido siempre... ya estoy de vuelta...